viernes, 14 de enero de 2011

Alargando el día

Esta semana me estoy levantando a las siete para correr antes de trabajar. Extraña sensación la de recorrer las calles y los caminos de una ciudad dormida. Si me concentro, casi soy capaz de escuchar los comentarios tras los vehículos y las casas. Es una pena que todavía no me dé tiempo a ver amanecer.
Subidón natural el de llegar a casa sudado, beso, ducha, desayuno y a trabajar. Se encara el día de otra forma, con más fuerza y optimismo. Sabes que ya tienes una sesión en el zurrón y que podrás doblar sin problema si te apetece.

Me sigo acostando a la misma hora así que casi le gano una hora al día. Una hora de vida. En principio no me siento más cansado aunque un "sucedido" ayer por la tarde me hizo preguntarme si no estaré algo más despistado de lo normal. Cuando después de levantarme de mi imperdonable siesta de veinte minutos, me fui a nadar, mientras estaba ya metido en faena con los largos, vi a Susana, la socorrista -mujer deEfedexdx para más señas-, dirigirse corriendo a mí gritándome, ¡¡ABEL, ABEL!! Paré de nadar y la miré sorprendido. Me preguntó: "¿Y EL GORRO?". Joder, cómo andamos. Aunque por otra parte, pensándolo bien, tampoco creo que hubiera mayor problema, la cabeza es la parte del cuerpo donde menos pelo tengo.



Noticia importante: ayer llegaron las cigüeñas al campanario frente al Ayuntamiento Siempre es motivo de alegría. Hace años que se adelantan y ya no se estila aquello de "Por San Blas, la cigüeña verás". Bienvenidas. Ya queda menos para la primavera.

Cuando decides levantarte para correr, hay un momento que dudas, que te tienta seguir enroscado un rato más. Son los instantes de la gran decisión, los que ponen a prueba tu temple. Si consigues dar un salto de la cama, no hay lugar para la añoranza. Tienes todo un día por delante. Me recuerda la tremenda y luminosa canción de The Boo Radleys, "Wake up, it´s a beautiful morning!!". Hermanos pobres del Brit Pop, también les tocó su porción de gloria aunque prefirieron seguir su propio camino sin adaptarse a las demandas del mercado. Una banda que utiliza el nombre de un personaje de la gran novela de Harper Lee, "Matar a un ruiseñor", sólo me podía caer bien.


16 comentarios:

Carles Aguilar dijo...

A las siete aún es una hora razonable.. Pero tengo amigso que se levantan a las CINCO de la mañana para ir a correr..!!! En mi caso eso es impensable, a esaas horas tengo los bioritmos por los suelos y estoy como si me hubieran planchado... A partir de las 7 ó las 8 la cosa empieza a cambiar... Yo creo que la clave no está en levantarse pronto sino en no acostarse muy tarde, ya que el descanso regenerador no puede subtituirse por nada... Pues nada a seguir madrugando...!!

PEZ dijo...

Se exactamente a lo que te refieres.
Quizás porque no me queda otra para seguir soñando porque sueño despierto todos los días cuando veo a mis nanos.

Yo también me levanto temprano para correr, no me queda otra y disfruto como dices de ver desperezarse al día, con sus coches, con sus luces, sus sombras, el mar, ...

Y es que estamos conectados como runners noctambulos, aunque soy mas de The Boss que de The Boo Radleys.
:))))

Un abrazo, nos encontramos en la luna,...la semana que viene toca.

CiegoSabino dijo...

Tú diras lo que quieras, pero eso no son horas de personas decentes.

Phaeton dijo...

Estás fatalmente, teniendo to la tarde pa correl... Para mi la unica forma de alargar el día es poner un foco, hoy inauguro la temporada.

Y ya que te has vuelto tan madrugador a ver si algún domingo haces lo propio y te vienes con los malos, que ya sabes que están siempre ansiosos de "carne fresca".

Lou Rambler dijo...

Esas son mis horas favoritas para caminar (correr ni de coña) por las calles de pueblos y ciudades, cuando empiezan a despertar (a las 6:30 es un poco mejor), huele diferente, el aire es diferente, el silencio... interrumpido por algún sonido familiar (algun ladrido, el lejano canto de un gallo....), algún loco corriendo...jajaja. Eso no significa que lo vea muy a mendudo, más bien al contrario, en ese momento decisivo del que hablas suelo flaquear. Aunque donde estoy ahora es diferente, esto es el campo y se vive casi con el sol.
Hacía siglos que no escuchaba este tema de Boo Radleys, pero sí que es un levantamuertos.
Abrazo

Unai dijo...

Felicidades por la Motivación. Sigue así.

Michel dijo...

Yo, afortunadamente tengo un trabajo y una esposa que no me los merezco y puedo correr a otras horas, admiro a los que os levantáis muy temprano para ir a correr, estoy con Carles Aguilar, a partir de las 8 la cosa cambia.

Hoy por ejemplo he ido a la una de la tarde, precioso día de invierno soleado, por caminos de barro, una gozada, aunque nada comparable a la Cañada del pueblo más bonito de España: Ciudad Rodrigo.

En la residencia que dices que está tu abuela está un tio nuestro.
No te preocupes por la bolsa, si te viene bien un día la dejas donde mi suegro y si no pues ya me la darás, no se cuando iremos.

PD: Tiene delito y bemoles la cosa, hacerte poner gorro a tí, :).

Un abrazo ultracrack.

Greta dijo...

Chico, me recuerdas al doctor Mateo!!!!...Lo pintas muy bonito, sí...Pero vaya pereza que da!!!...
En cuanto a lo del gorro....pffff!!!...venga ya!!!!
A ver si te copio y animo a levantarme a las seis!!!!...jajajajaja!!!!

El crusti dijo...

Yo estoy "disfrutando" de un horario inmejorable. Pero recuerdo cuando trabajaba, peparar mi primer maratón saliendo a las 5 AM ( no quiero explicaros las sensaciones a varios grados bajo de cero cin mi inexperiencia en aquella época). Lo cierto es que no duele el madrugón, si hay motivación
Un abrazo y sigue madrugando. Si no, malas noticias...
Santi

Xocas dijo...

Precisamente hoy nadé al lado de un tipo que tenía más pelo en la espalda que yo en todo el cuerpo. La verdad es que lo del gorro es un poco tonto en ocasiones.
Bueno, no está mal levantarse temprano, porque eso no es madrugar ;-)

Joserra Rodrigo dijo...

Comentario musical: ese toque northern soul que cosa bonita Abel!
Levanta a los muertos. Grande la selección musical y grande la reflexión, como siempre.
Vente pa Bilbao coño! que ahora tengo tiempo hasta que vuelva a currar.
Un abrazo!

davidiego dijo...

días como hoy y mañana, con trece horas por delante, me levanto a las siete menos diez, y no creo ver a nadie que hable mal de mi, acaso quede raro ver a alguien subir una cuesta y bajarla varias veces. Mañana tocará rodillo, pero A ni se entera.

ni sé que son los biorritmos, creo que he entrenado a cualquier hora entre las 6:30 y la 1:30am.

Mildolores dijo...

Tu dobla, sí. Pero guarda algo de aliento para no olvidarte cosas. Se empieza por el gorro y un dia saldrás de casa sin pantalones.

Atalanta dijo...

Carles, ¡a las cinco! A las seis, si quedara con alguien podría ser. Más allá imposible. Hay gente muy dura por ahí. Yo me suelo acostar entre doce y una y me va bien. Lo que no perdono de ninguna manera es una mini siesta que sí que noto reparadora de verdad.Seguiremos en ello.

Pez, tú eres una de la persona que me motiva para animarme a ello. Oye, correr junto al mar a esas horas debe tener su "aquél". A disfrutar de esa luna :).

CiegoSabino, eso es lo que pensarán los pocos farinatos que se cruzan conmigo.

Phaeton, la tarde hay que aprovecharla para otras cosas. Cuando haga algún kilómetro por mi cuenta y tengo algo de fondo algún día me presento aunque siempre digo lo mismo. De todas formas tenemos que quedar algún sábado para empezar a hacer cosas largas aunque ahora me sacas los ojos.

Lou, tú lo has descrito pefectamente. No me digas que no es una gozada eso de ir escuchando a los gallos. Piensas que es comno debería ser, el ciclo natural. Me gusta vivir en una ciudad pequeña, si quieres todavía puedes encontrar el encanto del campo y el mundo rural muy cerca. Una abrazo.

Unai, gracias. Tú en eso sí que eres una máquina. El arrojo de la juventud.

Michel, pues yo últimamente siempre de noche, a primera hora y/o última aunque este fin de semana me estoy desquitando con un montón de montaña al solito. Mañana la cañada completa, hasta el Salto. Un abrazo.

Greta, el Dr. Mateo sé quién es peor nunca me paré a ver un episodio. A lo mejor me gustaba. Si eso digo yo, que después de hacerlo, dices qué guay pero entre las mantas, se ve de otra manera el asunto. Pruébalo, merece la pena.

Santi, ya te imagino. Tú para esas cosas también debes ser un tipo duro. Está claro que si tienes objetivos a corto, medio plazo, la actitud cambia y es más fácil decidirlo. Abrazo y aprovecha para entrenar y disfrutar de Super Jorge.

Xocas, si ya lo sé, que lo de las siete no es gran cosa, es más lo de hacerlo para irse a correr... pero no me quites mérito, jodío :). Yo los de la espalda me los quito, es que son como una cosa espantosa. Siempre digo que es como una burla del destino eso de que se te caiga el pelo de la cabeza para que te empiece a salir en los lomos. En fin, a diferencia de mucho agobiao que hay por ahí, nunca me tomé estos temas de la apariencia física muy en serio. Nos conformamos con lo que tocó en suerte :).

Joserra, sabía que te iba a gustar. Estos días voy a poner mis discos 2010. A ver qué te parecen. La leche, porque no hay alguna cita de ésas en Euskadi de las buenas. Avísame algún finde que haya algún concierto de los grandes.

DAvid, pero tú no eres humano, tú eres un Terminator implacable. No te engañes, la gente habla mal de ti :)

Mildo, lo bueno o lo malo es que, si me respetan las lesiones, entreno más. Será la edad pero sí me noto cada vez más despistao para estas cosas de la "vida normal".

Gracias por vuestros comentarios. A ver si me paso a visitaron que últimamente ando liadillo.

Atalanta dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Atalanta dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.