lunes, 25 de agosto de 2008

Entrenamientos. Semana del 18 al 24 de Agosto

Aunque tenía las piernas mejor que nunca después de un maratón y sin dolor alguno, semana de descanso total. Pocas ganas. El lunes nadé 750 metros en el río y de martes a viernes nada de nada.

El sábado la etapa de los puertos. 130 kms. Mejor de lo esperado. Media en torno a 26 que para un recorrido tan perro está más que bien. Aparte de los tres puertos, no paras de subir cuestas en toda la mañana. He acabado bastante entero. Cuando hicimos este recorrido el año pasado, yo venía entrenado después del Titán y aún así, acabé bastante averiado. En cambio este año, sin apenas entrenos en dos meses y cuando, dada la alegría con la que salimos, estaba convencido de que iba a hacer “catacrocker”, acabé muy bien. Si al final esto del descanso va a ser el mejor entrenamiento. Eso sí, el sábado tenía las “patinas” machacadas. Buen entrenamiento de fondo.

Una mañana ideal para montar en bici. Fresquita al principio y con calor después pero sin llegar a ser agobiante. Una delicia el paisaje de las “jurdis” a lo largo de la carretera que conduce a Las Mestas. Mi doble pareja de baile, sobrada. Plato esta semana ha rondado los 500 kms con unas medias muy buenas en recorridos muy duros. Y Phaeton, apretando en la parte final de los puertos, justo cuando crees que va medio fundido.

El domingo vuelta a madrugar a las 6:30 (¿el fin de semana no era para descansar?) para ver el segundo tiempo del Argentina-Lituania y el pedazo de espectáculo que nos brindó nuestra selección de balonesto (pero eso es otra historia que merece capítulo aparte). Tras la excitación del partido, marcho a correr con Yodimito que me acompaña un rato. Al final 20 kms a ritmos medios y cómodos acabando con Machichas. Por la tarde 1,5 kms de natación. El agua del río se ha vuelto a calentar.

Buen fin de semana de entrenos. A ver si hoy seguimos con ello

“Sólo hay una forma de aprender a pelear: peleando mucho”

2 comentarios:

CiegoSabino dijo...

Hombre, ya podemos escribir los anónimos.

En cueanto se entere el Txero, te vas a enterar de lo que es bueno, jajajajajaj

ATALANTA dijo...

Hombre, al Txeroki, si se le ocurre aparecer por aquí, ya le cortaré las alas.
Si se sobrepasa, censura.
¡Y el cabreo que se va a coger, el pobre!